Acusan tanto al golfista como a su novia por el fallecimiento de Nicholas F. Immesberger, de 24 años.
ETIQUETAS:
Por:
Redacción/EFE -
[email protected] | @DiaaDiaPa |
Martes 14 de mayo de 2019 02:15 PM

 

El golfista Tiger Woods figura como responsable de la muerte de un empleado de un restaurante de su propiedad en una demanda presentada ayer y que recogen hoy medios locales.

Según la demanda por homicidio culposo, tanto Woods como Erica Herman, novia del golfista y gerente del restaurante The Woods, situado en la localidad floridiana de Jupiter, son responsables de la muerte de Nicholas F. Immesberger, de 24 años.


VER TAMBIÉN: Demi y Joalex: amor, deporte y mil historias


Los padres del joven demandaron a Woods, a su pareja y al restaurante al considerar que a Immesberger se le sirvió demasiado alcohol antes de abandonar el local y sufrir un mortal accidente de tránsito por este motivo el 10 de diciembre de 2018.

El matrimonio Immesberger pide más de 15.000 dólares en daños, informa el diario Palm Beach Post, al considerar que Woods, Herman y personal del restaurante sabían su hijo era alcohólico y que, a pesar de ello, le servían alcohol de manera regular una vez concluido su turno de trabajo.

Immesberger falleció cuando el vehículo que conducía a alta velocidad se salió de la carretera, según un informe de la Patrulla de Carreteras de Florida.


VER TAMBIÉN: Las disculpas de 'El Nica' Concepción


Según la demanda, el joven tenía un nivel de alcohol en sangre de 0,256 %, cuando el límite legal es de 0,08 %.

Los padres del fallecido aseguran que Herman conocía a Immesberger previamente y sabía de sus problemas con el alcohol y aún así lo contrató como camarero y que, además, habló de estos problemas con Woods.

La demanda establece que "Tiger es individualmente responsable en esta acción porque él participó individualmente en servir alcohol a Immesberger", después de que días antes del accidente el joven estuviese bebiendo en compañía de Woods y Herman en el citado local.

Habla Tiger Woods

“Es muy triste”, dijo Woods, añadiendo que fue “una noche terrible, un desenlace terrible”.

No dejes de leer